Drinksmotion
Giffard Mixer Nakawe Nakawe

VinasdeOro Royal Bliss Plymouth

X

Total:

El precio de la historia

Texto_Pablo Mosquera Costoya

Desde que era un crío he tenido una serie de hobbys que a lo mejor no eran los mas adecuados para un niño de mi edad pero que era lo que veías en casa y aprendías a quererlo, adorarlo o incluso admirarlo.

Muchos de mis compañeros de sector no se creen que cuando tenía apenas 8 años me disfrazaba de barman con la chaquetilla blanca y el bigote pintado en los carnavales del barrio y que cuando un adulto me preguntaba por algún licor le recitaba de memoria los clásicos de la época (Chartreuse Calisays, Benedictines o demás -muy en auge de aquellas pero que hoy en día están en desuso). Esta pequeña afición me llevó a incentivarme en la historia. Era quizás una de mis asignaturas preferidas en la escuela: que si los egipcios habían perfeccionado la cerveza o que ya existían alambiques en el siglo III, que todas las grandes hazañas históricas del hombre han estado ligadas a un alcohol o destilado o que los grandes mandatarios del mundo siempre han tenido su licor en la mesilla para dormir mejor.

ron

Uno de los primeros mentores que me incentivaron a aprender más sobre el ron y su historia fue un hombre poco conocido en españa pero una eminencia en Italia, donde regenta la casa del rum – http://www.lacasadelrum.it/. Éste cuenta, de forma entretenida, multitud de anécdotas relacionadas en torno al mundo del ron y la historia, su relevancia en la historia y sus usos en el día a día. Él es Marco Pierini, ponente habitual en multitud de festivales relacionados con el mundo del ron (Miami, Londres, Roma, Mauricio, Milán ,Berlín y Madrid), y colaborador habitual de la revista ‘Got Rum’.

Con estos antecendentes, no os debe extrañar la afición que me ha surgido en los últimos tiempos, aquella en la que combino la arqueología (llámese el hecho de buscar objetos antiguos) con el mundo del bar. Recorro decenas de bares por toda Galicia buscando botellas de licor olvidadas en estanterías – en algunos casos muy valiosas y en otras muy decorativas-, interactúo con el hostelero, regateo con él e intento llegar a un acuerdo económico válido para ambas partes. También hay sitio para Internet, las redes sociales están revolucionando el mercado… ¡y aqui es donde me he encontrado “la joya de la corona de este año”!

De bien es sabido por todos la historia de Facundo Bacardi, emigrante catalán que viajó a Cuba a mediados del siglo XIX y en la época de la Revolución Castrista (sus herederos) tuvo que salir con una mano delante y otra detrás debido al régimen comunista de la época, embargándoles todos sus bienes y posesiones.

Los herederos de Facundo Bacardi eran unos personajes muy avispados. No solo habían conseguido identificar mediante la imagen de un murciélago a la compañía para que los consumidores de la época – en su mayoría analfabetos- supieran que ron pedir, sino que también se habían dado cuenta que cuando querían exportar el producto a España – su principal mercado fuera de la isla-, debían pagar unos aranceles de ultramar aparte de los impuestos de nuestro país.

ron

Entonces, aquel producto hecho para todas las clases sociales en Cuba, se convertía casi en un artículo de lujo en la España de principios de siglo. Por ello, en el año 1.910 se instaló en Barcelona la producción de ron Bacardi (y otros rones) bajo licencia de la casa en la ciudad condal de la mano de Francisco Alegre, el cual destiló desde 1.910 hasta 1.939 ron Bacardi entre otros y de 1.939 en adelante Ron Bacardi en exclusividad

El protagonista de esta historia es una botella olvidada en un cajón adquirida en el año 1.936, época en la que comenzó la Guerra Civil española. Su dueño, un joven llamado Vicen, heredero además de unos importantes terrenos en Castellón de la Plana, se había propuesto adquirir diferentes licores a lo largo de su vida e ir marcándolos con su año de adquisición. En este caso, el sello de la Segunda República certifica el año de marcaje algo que adquirió a la par con un ron blanco Bacardi y un old rhum Jamaican Bacardi.

Esta última, se trata de una botella extremadamente rara y compleja de adquirir sobre la que se dice que fue la precursora del Bacardi Black.

El pobre Vicen falleció después de una vida larga y satisfactoria. Pasando los 100 años, tuvo la suerte de no ver como sus herederos malvendían todo para conseguir una parte del pastel. Y ahí, en ese momento, la botella del murciélago acabó en mis manos. Creo que no es conveniente decir ni por cuánto se compró ni cuánto han ofrecido por ella, pero como el mundo del cóctel es un mundo de magia, fantasías, ilusiones y derroche, vamos a imaginarnos por un minuto que nos hacemos el cóctel con esta botella…

ron

Cóctel con ron

MILLION DOLLAR COCKTAIL

5 cl Ron Bacardi old rhum Jamaican del año 1.936
3 cl Curaçao Chipre año 1.920
1/2 Gajo de lima
Top Coca – Cola con abundante hielo

Deja un comentario

Relacionado

Especias, aromas y nuevas tendencias en el Mixology (x) Trend

Leer más

Receta de MATE TONIC, por Matias Acevedo

Leer más

Coctelería aromática y terapéutica

Leer más
X

Nesesita una cuenta para poder finalizar su compra

Iniciar sesion
X

Iniciar sesion

X
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información